Policiales

Cayó una banda de “rompevidrios” en pleno Barrio Norte

En el marco de tres allanamientos que se realizaron este miércoles en las zonas Norte y Sur de la Capital, los efectivos de la División Delitos contra la Propiedad de la Policía lograron desbaratar una banda de “rompevidrios” que actuaba con la complicidad de un empleado de una estación de servicios ubicada en pleno Barrio Norte de la ciudad.
En uno de los procedimientos, se detuvo al empleado de la estación de servicios, en la esquina de las calles Corrientes y 25 de Mayo, mientras que en otro punto de la Capital, se logró detener a otro de los sospechosos que cuenta con un frondoso prontuario en este tipo de delitos. También se secuestraron un teléfono y 8.000 pesos.

“Se realizó un procedimiento de gran magnitud destinado a desbaratar una banda de delincuentes dedicada a las modalidades delictivas de robo, rompevidrios e inhibidores. Esta causa se inició en marzo a raíz de una denuncia que realizó el dueño de una importante firma comercial como víctima de un rompevidrios”, explicó Daniel Robles, jefe de la División de Delitos contra la Propiedad de la Policía de Tucumán.

En un primer episodio, Robles recordó que el dueño de la estación de servicios fue víctima de una tentativa de robo de un “rompevidrios”. “En esa oportunidad, el comerciante frustró el robo cuando fue atacado por dos motochorros. Se trenzó en lucha con ellos y luego se dieron a la fuga. El empresario realizó la denuncia y dijo desconfiar de un empleado infiel que habría proporcionado información sobre el movimiento del dinero que manejaba en la estación de servicios”, detalló el investigador policial.
“Ante este hecho, el personal de esta División inició una investigación y con anuencia de la Fiscalía Especializada en Robos y Hurtos de la II Nominación, a cargo de Ernesto Salas López, se solicitó al Juzgado de la II Nominación una autorización para realizar escuchas telefónicas contra el empleado bajo sospecha. Es así que se descubrió que el 29 de marzo, la misma banda había cometido el delito en Marcos Paz y 25 de Mayo. Ese día atacaron nuevamente al empresario y se llevaron un maletín con 400 mil pesos”, recordó Robles.

El trabajo de los pesquisas no solo logró la detención de dos sospechosos sino que evitó que se produjera un nuevo hecho delictivo. “Gracias al trabajo investigativo de esta División y a las escuchas telefónicas se pudo tener conocimiento que esta banda planificaba perpetrar un robo agravado en esa estación de servicios. Por ello, se aceleraron las medidas de allanamiento y se pudo evitar que concreten el hecho en la estación ubicada en el corazón de barrio Norte”, resaltó Robles.
En tanto, los efectivos de la División de Delitos contra la Propiedad continúan las investigaciones para desbaratar por completo esta banda de “rompevidrios”.

 

 

 

Fuente: Secretaría de Comunicación Pública de Tucumán

Nuestro Face