Salud

Las mejores comidas para incluir omega-3 en tu dieta

Existen algunos nutrientes que no podemos dejar pasar a la hora de alimentarnos, sea por su notoria importancia a la hora de combatir la aparición de algunas enfermedades, pero además por su capacidad de mejorar nuestra vida en el día a día. Uno de estos compuestos, también conocido como ácido graso, es el omega-3, presente en algunos alimentos en particular, es uno de los esenciales que debemos tener en nuestro organismo para una mejor vida.

Entre sus beneficios más notorios está la capacidad de mejorar el funcionamiento de nuestro sistema digestivo, circulatorio y nervioso, al mejorar la forma en que se procesa por ejemplo el colesterol, evitando enfermedades como el famoso “síndrome metabólico” que incluye el hígado graso, colesterol elevado e incluso bloqueos arteriales que podrían dificultarnos y mucho una vida sana.

Por otra parte, su inclusión ayuda y mucho al sistema nervioso, ya que mejora la conexión entre neuronas, conocida como sinapsis. Este proceso, cuándo se interrumpe, puede llevar a problemas degenerativos como algunas enfermedades, entre ellas la demencia, el síndrome de Parkinson y muchas otras más.

En términos del sistema circulatorio, el omega-3 es un excelente compuesto para ayudar a eliminar el colesterol LDL, también conocido como colesterol malo. Este compuesto, que está presente en la mayoría de las grasas animales, pero también se forma en nuestro organismo al consumir frituras y otros productos similares, puede llevar a obstrucciones en las arterias y esto derivar en un ataque al corazón.

Sumarlo en la dieta

Estas son algunas de las razones por las que debemos tenerlo en cuenta como parte de nuestra dieta, ya que sin dudas será un boleto a una vida más saludable, pero sobre todo longeva. Es cuestión de consumirlo en una buena cantidad al menos dos veces por semana, como para tener resultados palpables, claro que si lo hacemos en menores veces también ayudará, pero menos.

Existen algunas formas muy prácticas y poco conocidas de sumar este ácido graso a nuestra vida, veamos algunos de los alimentos que tienen mayor contenido de este producto y cómo sumarlos a nuestras vidas:

Comer o tomar los verdes: los alimentos vegetales de color verde tienen una cuota de omega-3, podemos consumirlos en forma de ensalada, o bien realizarnos un licuado de distintas hojas verdes bien lavadas.

Alimentos ricos en fibra: muchos de los alimentos refinados como las harinas blancas, se deshacen de la parte más nutritiva de esos productos (incluyendo el omega-3), por lo que debemos tratar de evitarlos. Lo mejor será consumir productos enteros o integrales, como puede ser el pan de salvado, pan integral o bien suplantarlos por avena y harina de maíz, ya que son más nutritivos.

Optar por pedir sushi: muchas veces no sabemos qué comer a la hora de no preparar comida, una forma muy elegante de consumir omega-3 es a través del pescado como el salmón, una de las mejores fuentes. Existen varios tipos de piezas a probar como maki, niguiris y sashimis, piezas de sushi que se pueden pedir a través de delivery a la oficina o a casa desde reconocidas cadenas como Fabric Sushi.

Consumir más legumbres y semillas: estos superalimentos lo son por dos razones, primero que cuentan con una gran cantidad de proteínas de origen animal, por lo que no estaremos consumiendo grasas y por otra parte, semillas como la chía son una de las fuentes vegetales con mayor cantidad del ácido graso omega-3. Esta semilla se puede sumar a guisos y salteados de verduras, además de ensaladas y platos similares. Por otra parte, las legumbres se pueden sumar a ensaladas, estofados e incluso cazuelas como la de pollo.

 


Nuestro Face