Sociedad

La esposa del hombre que murió esperando en la guardia: “Se bajó la gorra y se quedó quietito”

“Andá a decirles que me duele, que no puedo aguantar más”, fue la primera frase de Juan Carlos cuando el pasado martes llegó a la guardia del Hospital Provincial del Centenario de Rosario, en donde murió tras esperar seis horas por atención médica.

Según contó Silvia, pareja de la víctima, en una entrevista a Clarín, apenas llegó a las 15, habló con una enfermera: “¿No lo podés atender? Porque no lo veo bien. Me dijeron que no porque adelante tenía ocho personas. Me dijeron que estaban saturados y que no me podían dejar pasar”.

Consternada, la mujer recordó que a las 21, su marido se bajó la gorra y ella creyó que por fin se durmió y podría descansar algo, harto del dolor.

“Me tocó la mano. Pero estaba muy quietito y me parecía raro porque si no a cada rato me llamaba. A los cinco minutos le levanto la gorrita y ya se le caía la baba. Estaba muerto”, recordó entre lágrimas.

Ante la repercusión del caso, el ministerio de Salud admitió una demora “importante”, pero planteó que no existían síntomas en el cuadro que permitieran esperar un desenlace fatal. De todas maneras abrió un sumario para investigar lo sucedido.

“Yo quiero justicia, nada más. No puede ser esto. Así como me pasó a mí le va a pasar a mucha gente. Voy a mover cielo y tierra para tener justicia”, resumió la mujer.

 

 

 

Fuente: El Liberal

Nuestro Face