Policiales

Sabrina Pasarín seguirá presa a la espera del juicio por matar al volante

Sabrina Pasarín ya fue beneficiada con el arresto domiciliario, pero quería más. Pretendía el cese de la prisión preventiva que pesa sobre ella desde que chocó y mató a un automovilista en la esquina de San Martín y José Colombres.

Su abogado, Luis María Rizo, argumentó que, al esta cerrada la instrucción del caso, que ya tiene pedido de elevación a juicio por parte de la fiscal Adriana Giannoni, no existe riesgo de obstrucción o fuga.

Pero el juez Enrique Pedicone, vocal de la Cámara de Apelaciones, decidió que la joven, acusada de homicidio simple con dolo eventual por la muerte de Rodrigo Carrizo, siga detenida al menos un mes más.

Uno de los argumentos de la negativa fue que una tía de la joven se habría presentado en la Seccional donde fue detenida Pasarín en primera instancia, para tratar de sobornar a los uniformados con la idea de cambiar el resultado de la alcoholemia.

Según trascendió, la pericia indicaría que la mujer, quien había pasado la noche de fiesta en compañía de sus amigos, manejaba bajo los efectos del alcohol cuando impactó contra el auto de la víctima.

El percance se registró en horas de la madrugada del jueves 20 de junio. La joven conducía una camioneta de gran porte que embistió al auto de Carrizo con tal fuerza que el hombre salió despedido del rodado y murió en el acto.

La audiencia que confirmó la continuidad de la prisión preventiva domiciliaria, fue seguida de cerca por un grupo de familiares del infortunado conductor, quienes se congregaron para pedir justicia.


Nuestro Face