Sin categoría Sociedad

Científicos argentinos realizaron nuevos hallazgos en los genomas virales del coronavirus nacional

Científicos argentinos, reunidos en un consorcio de investigación creado por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación, realizaron nuevos hallazgos en los genomas virales del SARS-CoV2 que circulan por el país. Tras secuenciar los genomas virales de 26 casos, entre importados, contactos estrechos y de circulación autóctona, el Laboratorio de Virología del Hospital de Niños Dr. Ricardo Gutiérrez, que lidera la doctora Mariana Viegas (investigadora del CONICET y coordinadora del “Consorcio interinstitucional para la Secuenciación del genoma y estudios genómicos de SARS-CoV2”), halló al menos, 4 linajes de genéticos (B1, B1.1, B1.3 y B1.5). Es decir, que provienen de cuatro regiones distintas.

Según el estudio, dentro de esos linajes “se observan diferencias entre las secuencias”, ya que algunas estarían relacionadas con secuencias genómicas presentes en otros países y otras, con algunos cambios, vinculadas a la circulación viral local.

Viegas junto a especialistas en evolución viral de la Cátedra de Virología de FFyB (UBA) y del INTA Castelar, se encuentra analizando las relaciones evolutivas entre las secuencias de Argentina, su diversidad y distribución geográfica y temporal dentro del país, con el objetivo de impulsar la investigación y el desarrollo tecnológico en la lucha contra esta enfermedad.

El análisis de los genomas y la detección de estos cambios genéticos permite evaluar la relación entre estas modificaciones y el desarrollo de cuadros más severos de la enfermedad.

Gracias a estos estudios se podrán conocer, además, los clusters virales que ingresaron al país a través de los pacientes con antecedente de viaje a zonas afectadas e identificar potenciales clusters virales de circulación autóctona.

Incluso se puede evaluar si los clusters virales (grupos de virus similares) que circulan en las distintas provincias de nuestro país están filogenéticamente relacionados, detectar mutaciones que pudieran ser marcadoras de los virus que se establezcan en nuestro país y analizar la diseminación viral, entre otros puntos.

Es más, con estos datos se podrán confeccionar mapas de dispersión viral en el tiempo y realizar estudios de correlación genómico-clínico (“tipo” de virus – desarrollo de la enfermedad).

Vale destacar que este consorcio federal se propone trabajar de forma articulada y colaborativa en diferentes objetivos, tales como la secuenciación de los genomas circulantes de SARS-CoV2, el análisis a gran escala de secuencias, ensamblado de genomas, evolución molecular, y estudios de correlación clínica, entre otros.

El consorcio creado por el MINCyT realiza estudios genómicos de SARS-CoV2 en nuestro país con el objetivo de aportar datos genómicos globales de circulación viral a la base de datos GISAID (Global Initiative on Sharing All Influenza Data) y secuenciar 800 genomas del SARS-CoV2.

Además del Laboratorio de Virología del Hospital de Niños Dr. Ricardo Gutiérrez, también participan del consorcio grupos de investigación del CONICET, del INTA y de Universidades Nacionales de diferentes puntos del país, especializados en secuenciación, evolución viral y bioinformática; y nodos en las provincias de Buenos Aires, CABA, Santa Fe, Tierra del Fuego, Neuquén, Córdoba, Chaco, entre otras.

¿Por qué es importante?

Gracias a este estudio, los científicos argentinos pueden conocer aún más al SARS-CoV2 que está presente en la Argentina, ya que hasta el momento se habían detectado 3 linajes genéticos; es decir una suerte de “familia” con similitudes notorias pero no idénticas de origen conocido; que provenían de Estados Unidos, Europa y Asia.

“Conocer los linajes nos permite entender cuáles virus llegaron, cuáles se diseminaron y cómo fue la dinámica poblacional”, explicó a A24.com Juan Manuel Carballeda, investigador del Conicet especializado en virología.

Según el especialista, tras este avance, los científicos nacionales no solo podrán evaluar cuáles fueron los linajes que más se diseminaron, sino también generar mejores herramientas de diagnóstico y tratamiento, además de aportar información local para la formulación de una vacuna.

Fuente: A24.com

 

El juez que liberó a más de 2.300 presos con la excusa del coronavirus


Nuestro Face