Policiales

Prisión domiciliaria: La Justicia tucumana liberó a todo el Clan de Gitanos acusados de estafas

Un juez ordenó la liberación de una banda de peligrosos estafadores conocida como “Los Gitanos”. A pesar de estar en feria desde hace más de 50 días, rápidamente y sin informar a las víctimas, fueron liberados. Todos tienen menos de 40 años, y para la justicia tucumana son un grupo de riesgo por el coronavirus.

En noviembre del año pasado en un operativos que realizó la provincia en materia de estafas, lograron secuestrar más de 150 vehículos (camiones, camionetas y autos) y detener a 14 personas. El mismo se realizó en Capital, Río Seco, Alderetes, Famaillá y Monteros. La mayoría pertenecían a la comunidad gitana. Además, fueron confiscadas más de 10 escopetas, entre otras armas de fuego. El dinero confiscado asciende a la suma de $ 700.000 y más de U$S 20.000.

El modus operandi del clan era: se ofrecían por redes a un precio inferior al real y se buscaba a clientes de otras provincias, mediante diferentes redes sociales. Luego, se les planteaba alguna dificultad para la entrega, entre una serie de obstáculos que incluían amenazas y situaciones de violencia que los hacían desistir de la operación. En el clan actuaba un socio, que es abogado, y que cumplía el rol de gestor, encargándose de demorar la documentación referida a las supuestas transferencias de los vehículos.

La liberación del clan se conoció por uno de las víctimas de estafas, el oriundo de la provincia de Buenos Aires, Guillermo Hynes, en diálogo con el programa de Radio Continental “Hecho un Demonio” señaló “Nos enteramos con mi abogado que lo soltaron por el coronavirus, con un agravante que a nosotros nunca nos informaron. Vamos a pedir la nulidad de la causa y pediremos el juicio político al juez que lo liberó”. 

 

 

La Corte Suprema de Justicia de Tucumán extiende su feria hasta el 17 de mayo

 

 

 


Nuestro Face