País

Detienen en Buenos Aires a una mujer que mató a diez perros envenenándolos

Fue imputada tras descubrir que en su casa tenía un bidón con la sustancia que mató a los animales.

En las cámaras de seguridad se la ve caminando por el cordón de la vereda. Pelo corto rojo eléctrico, vestido bordó, pantalón negro, cartera colgando del hombro izquierdo. El brazo derecho libre, los dedos apretando una bolsita, desde la que cae un polvo blanco.

La mujer de la imagen es Haydee Ordas, de 65 años. Fue identificada por la Justicia porteña y el viernes demorada en la Comisaría 40 de Parque Avellaneda. Está acusada de ser la envenenadora de animales del barrio, donde en el último año, según registros de los investigadores, alrededor de 40 perros fueron intoxicados. Diez de ellos murieron, sus necropsias forman parte del expediente sobre el que se basó su imputación.

Pero las víctimas podrían ser más: los vecinos dicen que son el doble, otros enumeran el triple. El fiscal interviniente, Matías Michienzi, de la Unidad Fiscal Especializada en Materia Ambiental (UFEMA), no descarta que aparezcan otros casos y agravarle la acusación. Hasta el momento, Ordas está imputada por actos de crueldad animal, incluidos en la ley 14.346, que prevé una pena que va de los 15 días al año de cárcel.

Hoy la mujer está libre. Y en Parque Avellaneda las marcas de lo que ocurrió se ven en un operativo dispuesto por Michienzi de limpieza de los alrededores del domicilio de la acusada y en las inmediaciones del parque. También, en el frente de su edificio, en avenida Directorio al 3700. En la puerta los vecinos y dueños de perros envenenados, se reúnen para hablar con los canales de televisión y montar escraches.

En el segundo piso de ese edificio, la Policía encontró un bidón con un veneno, conocido con el nombre comercial de Furadán.Fuentes judiciales explicaron a Clarín que una dosis de una cucharadita puede ser letal, tanto en animales como en hombres. El veneno está prohibido en otros países, no así en la Argentina, donde se lo usa en agricultura para el control de plagas.

Para los investigadores, encontrar la sustancia no fue una sorpresa. En los últimos meses, y después de que en febrero aumentaran en forma exponencial las denuncias, dos divisiones de la Policía de la Ciudad se abocaron al caso. Una de ellas, la División Operaciones Especiales, lo hizo en forma exclusiva. A través de las necropsias y entrevistas con veterinarios llegaron a la conclusión de que los animales habían sido envenenados con ese insecticida-nematicida de uso agrícola.

La mujer que está imputada por envenenar perros en Parque Avellaneda.

La mujer que está imputada por envenenar perros en Parque Avellaneda.

Tiempo después, las imágenes de las cámaras de seguridad que registraron cómo Ordas distribuía un polvo blanco en las cuadras cercanas a su casa fueron determinantes. Para ordenar el allanamiento, la jueza Natalia Molina se apoyó en todas las pruebas y en un dato central: las muertes de los animales se dieron en una distancia promedio de una cuadra y media al domicilio de Ordas.

Ahí, desde las 17 de este lunes se reunirán los damnificados y miembros de organizaciones protectoras de animales. “Si no nos juntamos, esta mujer se va a mudar y va a hacer lo mismo en otro lugar. Vengan, es para que nadie se olvide y que todos estemos atentos”, se convocaban ayer a través de un audio, que circuló en distintos grupos de WhatsApp. A su alrededor,  seguirán las tareas de limpieza. La justicia cree que se extenderán hasta por lo menos el miércoles.

Fuente: Clarín