Salud

Yogur, el mejor aliado a la hora de cuidar nuestro corazón

El yogur es un alimento lácteo que se obtiene mediante la fermentación bacteriana de la leche. Su textura y sabor tan particular son resultado de la conversión de la lactosa (azúcar de la leche) en ácido láctico.

A nivel nutricional provee de proteínas de alta calidad, calcio, probióticos, vitaminas, minerales y grasa.

Entre los importantes beneficios que brinda el consumo frecuente de yogur se puede mencionar que brinda saciedad y es parte de una dieta balanceada, ayuda a combatir la depresión y reduce la diabetes tipo 2.

Y ahora hay que agregar que también puede disminuir drásticamente el riesgo de enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular (ACV).

Directo al corazón

Un equipo de científicos de la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston estudió a más de 740,000 personas que previamente habían sido diagnosticadas con presión arterial alta.

Utilizando cuestionarios de salud administrados durante los últimos 30 años, los científicos midieron la ingesta de yogur y la compararon con problemas de salud relacionados con el corazón, como un ataque cardíaco o un derrame cerebral.

Este estudio, recién publicado en el American Journal of Hypertension, encontró que los hombres que comían al menos 2 porciones de yogur por semana tenían un 21% menos de riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, y el riesgo entre las mujeres se redujo en un 17%.

Prevenir

En un comunicado de prensa, uno de los autores del estudio reveló que su objetivo era comprobar si los productos lácteos fermentados podrían ayudar a la salud cardiovascular.

El estudio muestra una correlación entre el yogur y la salud cardíaca, por lo que aún no está claro si comer yogur en realidad reduce el riesgo o que las personas más sanas en general tienden a comer más yogur, por lo que habría que investigar más, sugirieron.

Aun así, estudios recientes han encontrado importantes beneficios para la salud de una variedad de alimentos probióticos y lácteos, incluido el súper alimento kefir, que aumenta significativamente la salud intestinal.

Y la investigación científica reciente ha encontrado beneficios saludables para el corazón al comer pequeñas cantidades de queso todos los días, cuyo calcio evita la formación de grasa en los vasos sanguíneos que derivan en problemas cardiovasculares.

Si bien los investigadores no se enfocaron en una variedad particular de yogurt, es indiscutible que por sus cualidades, éste debería ser un alimento infaltable en la dieta.

¿Griego o regular, cuál es mejor?

La dietista clínica Maxine Smith, de la Cleveland Clinic, explica que el yogur griego tiene típicamente más proteínas que un yogur regular (alrededor de 16 gr vs 6 gr), pero esto no quiere decir que sea el más saludable.

La experta explica que hay dos cosas que hay que tomar en cuenta a la hora de elegir un yogurt, sin importar de qué tipo sea, para optar por el más sano:

• Que sea libre de grasa o bajo en grasa.
• Que no tenga azúcar extra (muchas veces para darle más sabor a los yogures light se le agrega azúcar extra).

FUENTE: Hola Doctor