Policiales

Arrebataron un celular y al escapar chocaron y mataron a un joven

Un adolescente de 17 años falleció al ser embestido por motochorros que escapaban tras un asalto.

El hecho se produjo en la noche del jueves en San Pablo. La víctima, Julio Alexis Ruiz, viajaba como acompañante en una moto conducida por un amigo Mauro Corbalán (18). Se dirigían a un cumpleaños en la comuna de Ohuanta.

Pero cerca de la entrada a San Pablo -a la altura de la Diagonal Norte, en el límite entre los barrios El Portal y Odontológico-, fueron embestidos de frente por otro rodado.

En fuga

En ese vehículo -una Yamaha Crypton-, se desplaza uno de los asaltantes que acababa de concretar un ataque contra un vecino, a quien encañonaron y amenazaron para robarle el celular cuando descendía del colectivo.

“Después de robarle el teléfono a un hombre de apellido Díaz, el motochorro junto a un cómplice que viajaba en otro rodado, escaparon a toda velocidad rumbo a la ruta 301”, contó una fuente policial.

En la fuga, los ladrones impactaron de frente contra la moto en la que viajaban los adolescentes. Como consecuencia de la colisión, uno de los ladrones y las víctimas quedaron tendidos sobre el pavimento. El otro ladrón escapó.

Fatal

Testigos del impacto llamaron al 911. Luego, los heridos fueron trasladados hasta el hospital zona. Ruíz falleció poco después. Presentaba un traumatismo de cráneo grave, informaron fuentes oficiales. Su amigo sufrió politraumatismos.

“De repente se escuchó un estruendo terrible. Salí a la calle y vi tres chicos tirados en el piso y otro que se iba en una moto. No entendía nada. Después supe que venían de asaltar a un vecino. San Pablo siempre fue tranquilo, pero empezaron a venir de otros lados a robar”, dijo Raquel, una vecina del barrio Portal.

Investigación

El supuesto asaltante fue identificado como Marcelo Sandoval, de 22 años, oriundo de El Manantial. Tendría antecedentes por hechos similares. Aunque permanece internado, se dispuso que quede detenido bajo custodia.

Le realizarán exámenes para determinar si recibe el alta médica. En caso de que esté en condiciones, será presentado en los Tribunales Penales, donde le comunicarán cuál es la imputación en su contra y se definirá su situación procesal.

El viernes, los restos de las motos seguían esparcidos en el lugar del mortal impacto. En el lugar del choque se incautó una pistola Bersa.

Las fuentes policiales consultadas indicaron que solicitarán medidas de allanamiento para dar con el otro asaltante. La causa fue remitida a la Fiscalía de Homicidios, a cargo de Adriana Gianonni.

“Es un hecho que nos enluta y que lamentamos profundamente. Es una zona que constantemente es recorrida por motoristas de la Policía”, señaló el comisario Daniel Paz, jefe de la comisaría zonal.

Las fuentes policiales explicaron que los motochorros operan en San Pablo porque tienen facilidad para escapar hacia algunos barrios de la capital, que limitan con esa localidad.

 

FUENTE: La Gaceta