Policiales

Confirman que un policía estaba al frente de una banda delictiva

Un policía y 18 cómplices detenidos por conformar una banda de escruchantes. El fiscal Washigton Navarro Dávila aseguró este viernes al mediodía que esto fue posible gracias a una serie de allanamientos, en los que también se secuestraron 29 motos, 16 autos y muchos elementos de electrónica, llantas, entre otros.

Un cabo de la Policía de la Provincia se encargaba de hacer el lavado de dinero de la banda”, aseguró el fiscal. Y añadió que además manejaba una “cueva financiera” (lugar donde blanqueaban el dinero obtenido de las pertenencias robadas), en la calle Salta al 100.

Navarro Dávila aclaró que si bien, hasta el momento, son 19 los detenidos, se pidió la captura de 36: “los demás están prófugos. Se emitirá el pedido a nivel nacional e internacional”.

Quienes hayan sido víctimas de escruches podrán acercarse a los tribunales penales a reconocer los elementos secuestrados. Unas 60 o 70 personas ya lo hicieron, en la tarde del jueves. “Haremos un inventario y los exhibiremos. Quienes crean que algo es suyo, deberán presentar la boleta de compra y la denuncia del robo. Analizaremos caso por caso. Eso será en los próximos días“.

La investigación comenzó en marzo pasado a partir de una seguidilla de casos de escruches y de entraderas en domicilios de la capital y del interior de la provincia. Fue llevada adelante por el Departamento de Inteligencia Policial (D2), dirigido por los comisarios Walter Monteros y Javier Alderete.

La Justicia sospecha que las bandas habrían blanqueado el dinero obtenido a partir de la venta de los bienes que robaban a través de la financiera del policía detenido.

Los detalles de los procedimientos permanecieron en reserva durante esos meses. El objetivo, explicó el jueves Navarro Dávila, fue evitar filtraciones que pudieran alertar a las personas investigadas. La intervención del empleado policial en la estructura de las organizaciones criminales investigadas fue uno de los motivos del celo judicial en torno al caso.

En la casa del policía detenido, ubicada en Las Talitas, fueron incautadas tres motocicletas, una camioneta Toyota Hilux y un auto Toyota Etios, además de joyas, precisaron las fuentes.

FUENTE: La Gaceta