Policiales

Caso Lebbos: el tribunal rechazó los pedidos de detención contra Sergio Kaleñuk

El tribunal que lleva adelante el juicio por la muerte de Paulina Lebbos rechazó los pedidos de detención por presunto falso testimonio en  contra de Sergio Kaleñuk, y postergó la resolución sobre los planteos hasta el dictado de la sentencia.

Los requerimientos de abogados defensores y de la querella surgieron luego de la declaración del testigo, y del careo al que fue sometido con el líder de la barra brava de Atlético Tucumán, Gustavo González.  Además, el abogado Carlos Posse, defensor del imputado Hugo Rodríguez,  solicitó que se investigara a Kaleñuk por el homicidio de la joven  estudiante de Comunicación Social.

El tribunal, por mayoría, rechazó todos los planteos y definió diferir hasta el final del juicio la resolución sobre la situación de Kaleñuk. Los votos fueron de los camaristas Carlos Caramuti  y Rafael Macoritto, con la disidencia parcial del presidente, Dante  Ibáñez. El juez consideró, respecto de su supuesta participación en el  homicidio, que podría configurarse un prejuicio. Además, expresó que si las partes lo consideran, pueden recurrir al fiscal de instrucción, que mantiene abierta la investigación del caso.

No obstante, sí consideró que Kaleñuk incurrió en falso testimonio. “Su declaración pasó por todos los colores”, dijo Ibáñez. Agregó que el testigo comenzó declarando con firmeza, en las aclaraciones dijo no estar seguro y en el careo terminó dándole la razón a su oponente. Macoritto, en tanto, entendió que los cuatro testigos se contradijeron entre sí y que eso por sí solo no alcanza para inferir que Kaleñuk mintió. Caramuti, finalmente, consideró que podría haber mentido él, otro, todos o ninguno de los testigos. Igualmente, reconoció que su testimonio no fue del todo claro.

Los testigos a los que hizo mención Macoritto son Kaleñuk, González, Daniel Paz(el ex chofer de José Alperovich detenido la semana pasada  por presunto falso testimonio) y Rubén Urueña, presidente del club  Central Córdoba. En ese predio, aquel domingo 26 de febrero de 2006 en el que desapareció Paulina, Kaleñuk dijo haber estado vendiendo entradas para el clásico entre Atlético y San Martín.

Además del careo entre Kakeñuk y González, hubo otros entre Urueña y González, entre Paz y Kaleñuk y entre Kaleñuk y Urueña.

 

 

Fuente: Infobae