Policiales

Directivos de Titanio respaldaron al gerente detenido por el millonario robo

Imagen tomada de Google

“Declaramos total apoyo a José Armando, de quien tenemos las mejores referencias personales y profesionales, con quien construimos en muchos años un fortísima relación de confianza” expusieron en un comunicado. El hombre tenía una fuerte suma de dinero en casa que no pudo justificar.

El texto tiene una carilla de extensión. Fue firmado por dos de los máximos responsables de la empresa. Lo presentaron el martes al fiscal Pedro Gallo con un solo objetivo: mostrar su apoyo al gerente detenido por el millonario robo que sufrió la tarjeta Titanio hace menos de un mes.

Los empleados de Titanio descubrieron el lunes 10 que desconocidos habían sustraído una importante cantidad de efectivo -nunca se informó el monto total del botín- de la caja fuerte del local ubicado en San Martín al 800. Los autores del robo, según confirmaron fuentes policiales, actuaron como si conocieran todas las medidas de seguridad que había en la empresa, ya que desactivaron alarmas y rompieron cámaras de seguridad estratégicamente ubicadas.

Cuando parecía que la investigación estaba por estancarse, en tribunales se produjo un testimonio que sirvió para explicar por qué no se activó el sistema de alarmas y dieron a conocer la identidad de la persona que podría estar involucrada en esta situación.

Los pesquisas de Delitos contra la Propiedad, al mando de los comisarios José Dïaz y Daniel Álvarez, investigaron esa línea y con los nuevos elementos realizaron un allanamiento en el domicilio de José Simón Emilio Armando, gerente comercial de la empresa damnificada. Allí, según fuentes judiciales, secuestraron más de $800.000 y U$S310. Gallo ordenó su aprehensión. Luego de declarar, pidió que quedara detenido, planteo que fue aceptado por un juez de instrucción.

Fundamentos

“Sin pretender influir en vuestro trabajo, es que en calidad hombres de negocio de tinte familiar y con gran valoración en las relaciones personales, declaramos total apoyo a José Armando, de quien tenemos las mejores referencias personales y profesionales, con quien construimos en muchos años un fortísima relación de confianza y que hoy vemos con total preocupación que esté privado de su libertad, afectando lo de la salud y la de los suyos”, señalaron Eduardo Jorge Yubrín, presidente de Titanio, y Eduardo Omar Yubrín, apoderado legal de la firma.

En el escrito, que hasta el momento no fue analizado por el fiscal, también se puede leer: “Aclaramos que jamás acusamos a su persona, ni sospechamos de sus ingresos, puesto que confiamos en su solvencia económica y eficacia profesional de tantos años en el rubro comercial”.

También indicaron que “aportamos a su investigación que, lamentablemente, era habitual la situación de salida de fallas en el sistema de alarmas, a los fines que se conjugen los esfuerzos para que se dé con los responsables del delito investigado y del que sufrimos directamente sus consecuencias”.

La pesquisa

El escrito generó sorpresa entre los investigadores. Y más aún cuando los directivos de la firma aclararon que las fallas en el sistema de alarmas eran comunes.Y justamente, los pesquisas llegaron hasta Armando al sospechar que habría obviado una de las activaciones que se produjeron el día en el que se concreto robo.

Pero más allá de todos los planteos, en la Justicia están siguiendo dos líneas de investigación. La primera es descartar o confirmar que hubo un empleado infiel que aportó los datos para que los ladrones se llevaran el dinero.

La otra tarea que desarrollan es la identificar a los integrantes de la organización que cometió el robo. Los sospechosos integrarían una banda que se especializa y cuenta con los recursos económicos y tecnológicos para cometer este ilícito. En medio de tantas dudas hay una sola certeza: el paso de los días impedirán que se encuentre el dinero sustraído.

Fuente La Gaceta