País

Por el recorte de los cargos políticos, el Gobierno baja sueldos y elimina contratos

La reducción del 25% de los puestos políticos derivó en rebajas de salarios y cese de contratados. Desde ATE denuncian que el Ejecutivo “echa despiadadamente”.

El Gobierno oficializó ayer, mediante un decreto, la reducción del 25% de los cargos políticos en la administración pública nacional. Esta medida afecta a 974 cargos que bajarán de rango o serán despedidos, tal como reconocieron fuentes oficiales. En plena iniciativa para reducir los cargos jerárquicos, el Ministerio de Hacienda aprovechó para discontinuar el contrato de 105 empleados la última semana, muchos de los cuales no eran parte de la alta dirección política.

En la cartera que dirige Nicolás Dujovne sostienen que hicieron un “análisis de eficiencia” y que “encontraron estructuras duplicadas y personal sin funciones específicas”. El Ministerio salió a justificar la medida al comentar que “hay grupos que hacen tareas que hace 20 años eran necesarias y hoy en día no lo son” o que “hay agentes que se niegan a llevar adelante las tareas que se le asignan”.

También habría bajas en los ministerios de Agroindustria, Energía y Seguridad. “Este tipo de medidas nos pueden generar un frente interno y me parece que no es el momento para hacerlo. Estamos despidiendo funcionarios que acompañaban al Gobierno”, comentó un funcionario a cargo de llevar adelante la reducción de cargos políticos.

El ministro de Modernización, Andrés Ibarra, llevó adelante el plan general, a pedido del presidente Mauricio Macri. Desde esta cartera no precisaron la cantidad de bajas en total: “son 974 cargos jerárquicos afectados, pero cada ministerio define si despide o recategoriza”.

Esta medida no sólo abre un frente interno en el Gobierno. El secretario general de ATE, Hugo Godoy, alertó ante este diario que la Casa Rosada va a “echar gente despiadadamente”. El gremio está haciendo un relevamiento para precisar cuántos puestos se perderían. Al Gobierno se le tensa la cuerda con los gremios estatales mientras tiene disputas con el líder camionero Hugo Moyano y, actualmente, con los docentes.

El Ministerio del Interior recortó 10 subsecretarías. Por ejemplo, el secretario de Asuntos Políticos, Adrián Pérez, es uno de los más golpeados: se quedó sin las cuatro oficinas que tenía a su cargo.

Por su parte, el Ministerio de Desarrollo Social eliminó otras 11 subsecretarías y Agroindustria 7.

A su vez, la medida repercutiría en una rebaja de sueldos. Es que ya no habrá más unidades redistributivas para los secretarios ni subsecretarios, quienes manejaban 3000 y 5000, cada uno, respectivamente. Cada unidad redistributiva equivale a entre $ 20 y $ 30 y eran repartidos por lo general entre los empleados de cada área para engrosar los salarios. Pero ahora quedarán todas en manos del titular de cada cartera en forma directa. Así los ministros manejaran 30 mil unidades redistributivas que repartirán según su propia consideración.

En esa línea, la recategorización impactará fuerte en el bolsillo de los funcionarios. Por ejemplo, actualmente el sueldo de los secretarios de Estado es de $ 168.000 y $ 152.000 el de los subsecretarios. Muchos de los que sean recategorizados pasarán a ser directores nacionales que cobran $ 97.000. No queda claro que pasará con sus equipos ya que tendrán sus recursos más limitados.

El Gobierno ahondará en esta reorganización mañana cuando se publique la reestructuración de direcciones y coordinaciones nacionales.

Fuente: Cronista