Policiales

Cómo fue el encuentro entre el chico baleado por motochorros y su madre

La Gaceta / Fotos de Inés Quinteros Orio.

Braian Iván Aguilar llegó a su casa bañado en sangre. “Mamá, me dieron un tiro en la cabeza, pero no te preocupés porque no me voy a morir”, le dijo a su madre, Verónica Vargas. Eran poco más de las 13.30 del jueves.

Momentos antes, el adolescente de 14 años fue baleado por motochorros que intentaron asaltarlo mientras esperaba el colectivo para ir a la escuela en una parada de Américo Vespucio y Colón, en el barrio SEOC, en el sur de la capital.

“Era impresionante cómo sangraba, tuvimos mucho miedo, fue terrible. Nos contó que dos tipos en una moto roja intentaron robarle. Uno bajó y mi hijo se dio cuenta que llevaba un arma a la altura de la cintura. ‘Dale la mochila’, le gritó. Entonces, Brian salió corriendo hacia nuestra casa. En ese momento le dispararon”, contó la madre del adolescente.

Dramática espera

Desesperados, los familiares se comunicaron con el 107 y el 911. “La Policía llegó a los pocos minutos, entonces lo subieron a un patrullero y lo llevaron al hospital de Niños”, explicó Roberto Vargas, abuelo de Brian. “Es una alegría verlo con vida, casi nos arruinan la vida”, agregó.

El viernes, los vecinos no paraban de acercarse a la casa de la familia Vargas para consultar sobre el estado de salud del adolescente. “Lo que pasa es que es un chico muy sociable, que se lleva bien con todos. Incluso ayuda a las vecinas a cargar las bolsas cuando hacen las compras”, contó su madre.

“Antes que se fuera le dije que me esperara, pero el me dijo ‘ya me voy’”, contó su madre.

“Lo que pasa es que todos lo conocen en el barrio y la parada está a pocos metros, pero no te podés descuidar. Por lo general siempre lo acompaña un familiar”, dijo.

Especial

La mujer explicó que Brian sufre un retraso madurativo y asiste a una escuela especial.

“Cuando lo asaltaron esperaba el colectivo para ir a la escuela taller a la que asiste, en la avenida Avellaneda. Posiblemente tengamos que asistirlo con psicólogos para que supere este momento”, explicó.

Las fuentes policiales consultadas informaron que hay dos testigos que aportaron datos sobre los sospechosos.

“Pudieron describir a estar personas, ahora estamos investigando. También estamos realizando averiguaciones sobre el rodado en que se movilizaban”, señaló un informante.

“Afortunadamente el paciente solo presentaba laceraciones en el cuero cabelludo por una herida de arma de fuego. La bala lo rozó, pero no causó daños mayores. Tuvo muchísima suerte”, indicó Verónica Pérez Ordónez, coordinadora de Emergencias de ese nosocomio.

La médica informó que el adolescente permanecerá internado, en observación, hasta que se completen una serie de estudios. Este fin de semana podría recibir el alta médica, informó.

Inseguridad y drogas

“Por aquí roban a toda hora y la Policía pasa muy poco. En las paradas es un problema porque roban mucho. Esto se convirtió en tierra de nadie”, contó Sebastián, quien atiende una verdulería.

“La inseguridad es algo que sufrimos todos los días. Lo que pasa es que venden drogas en todos lados. Ya ni se puede dejar que los chicos vayan solos al kiosco y menos a la plaza, porque ahí se juntan a consumir. Necesitamos más presencia policial”, consideró Roberto Vargas.

“Es un desastre, aunque pongan 50 policías todo va a seguir igual. Todos los días se dan robos en la parada como el de Braian. Es una parada nueva, que está hace dos meses”, señaló la encargada de un almacén de la zona, quien pidió que su identidad se mantenga en reserva por temor a sufrir represalias.

“Queremos seguridad, así no se puede seguir, lo peor son los robos en las paradas. Cuando subís o bajás del colectivo. A las mujeres las arrastran a golpes para robarles”, dijo Esteban Albornoz.

“Desde hace mucho que reclamamos por los ataques de motochorros, son los mismos que roban en el 11 de Marzo y en barrio Terán. Hay calle donde ya no se puede esperar el colectivo solo”, señaló María Amalia Hernández, otra residente del a zona.

 

FUENTE: La Gaceta

Etiquetas