Seguinos en las redes:

21º
Martes 19/01/2021
X
Policiales

17/04/2020

Concepción: Juicio y condena para un abusador sexual por videoconferencia

Se trata de la primera experiencia en este tipo que se llevó a cabo en el marco del programa “Plan Justicia por la Red” del Ministerio Fiscal, en el Centro Judicial Concepción.

El Ministerio Fiscal informó que un individuo fue condenado a ocho años de prisión de cumplimiento efectivo por abusar de su propia hija. Este jueves, 16 de abril, el juez Cristian Velázquez dictó la sentencia a través del sistema de videoconferencia en la causa calificada como “Abuso Sexual con Acceso Carnal agravado por el vínculo”. En la investigación y el enjuiciamiento intervino la Unidad Fiscal en Violencia de Género, Intrafamiliar y Abuso Sexual, a cargo de Fabián Assad, quien había realizado la imputación oportunamente.

Las fuentes judiciales informaron que la investigación se puso en marcha a fines de noviembre pasado, a partir de una denuncia realizada por una mujer del barrio Cáceres, de Juan Bautista Alberdi, quien manifestó que había observado conductas sospechosas de parte de un sujeto de profesión cosechero que pernoctaba en su domicilio, ya que era compañero de su hijo. Según ese testimonio, este individuo se encerraba en la habitación que le prestaban, junto a su propia hija de 14 años, a quien mantenía sometida física y psicológicamente.

“Se trata de un sujeto que vivía en Alberdi. Este hombre era cosechero y se quedaba en casa de la madre de un amigo que le daba albergue. La mujer comenzó a sospechar cuando llegaba a la casa una chica de 14 años que dormía con este sujeto en la pieza que le prestaban. Ante esta situación hizo la denuncia”, explicó el fiscal.

El funcionario judicial agregó que al tomar conocimiento del hecho la Fiscalía aprehendió al sospechoso. Luego, la menor declaró en Cámara Gessell, donde confirmó que venía siendo abusada por su padre desde hacía tiempo.

En el marco de la pesquisa se secuestran prendas de vestir del acusado con restos biológicos que fueron sometidas a pericias de ADN, determinándose que los mismos pertenecían a la menor. Además, se recabaron testimonios de personas que confirmaron la versión de la víctima.

“En base a todo ese conjunto de pruebas se realizó el juicio por videoconferencia que derivó en la condena de ocho años por parte del juez Velázquez a pedido de esta Unidad Fiscal. El imputado participó desde la comisaria donde está alojado, ya que el Ministerio Fiscal equipó con computadoras a las sedes policiales ante la pandemia por el Coronavirus”, concluyó Assad.

 

 

Cuarentena: Ponen en marcha el “Plan Justicia por la Red”