Seguinos en las redes:

º
Martes 03/08/2021
X
Policiales

15/11/2020

En Yerba Buena intervino la policía para terminar con una fiesta de más de 100 personas

Esta madrugada efectivos de la comisaría de Yerba Buena tomaron conocimiento de una fiesta que se estaba realizando en calle Santo Domingo al 1.100 y de acuerdo a las primeras estimaciones se calculó que había más de 100 personas, algunas de la cuales no superaron las pruebas de alcoholemia. Posteriormente, una vecina efectuó la correspondiente denuncia en sede policial, dando cuenta que desde las 23 del sábado, observó que en la casa de la familia Scarleta se estaba realizando una fiesta, con una gran cantidad de personas y señaló que en la cuadra estaba cubierta de autos.

La denuncia la efectuó la interventora del Instituto Provincial de la Vivienda, Stella Maris Córdoba, quien vive en la misma cuadra, por no estar permitida las fiestas y reuniones sociales de más 10 personas en el marco de la pandemia de coronavirus y las medidas establecidas por el Comité Operativo de Emergencia (COE).

 

La policía arribó al lugar donde tras constatar que en la casa con número catastral a la vista “1125” que se estaba llevando a cabo una fiesta y que además, había gran aglomeración de automóviles procedió a comunicarse con la Unidad Fiscal De Flagrancia de turno, donde Gabriel Veglio dispuso que no se adoptaran medidas privativas en contra de ningún integrante de esa fiesta.

Siguiendo la orden la fiscalía, la policía tomó contacto con el dueño de la propiedad, para ello encendió la sirena del móvil y al cabo de unos minutos salió una persona de sexo masculino quien se identificó como Santiago Scarleta, de 28 años, médico de profesión quien dijo que era dijo ser el hijo del dueño de la casa. Admitió ante los efectivos que él había organizado dicha fiesta y al mismo se le puso en conocimiento lo emanado por el COE y que además, estaban infringiendo con las normas sanitarias reglamentarias para el contagio del virus COVID-19.

Minutos más tarde se hizo presente Mario Daniel Scarleta, de 50 años, abogado de profesión, quien resultó ser el dueño de la casa, a quien de igual manera se le puso en conocimiento sobre los motivos de la intervención policial y dijo que desconocía que allí se estaba llevando a cabo una fiesta, ya que no se encontraba en su domicilio.

Con la colaboración y el permiso del dueño de casa, se procedió a desalojar a todas las personas que estaba infringiendo las disposición de la ley de emergencias sanitarias, donde se logró observar que dentro de esa vivienda había la cantidad de aproximadamente 100 personas y era evidente que algunas de ellas estaban en estado de ebriedad por lo que se dio intervención al personal de la Guardia Urbana Municipal de Yerba Buena, logrando logrando detener la marcha de cuatro vehículos de los cuales a sus conductores se le realizaron test de alcoholemia, arrojando resultados positivos.

 

Santiago del Estero: imputaron a un médico que atendió con coronavirus