Seguinos en las redes:

º
Lunes 06/12/2021
X
Política

17/09/2021

Raúl Castells: “Una crisis como la del 2001 está pendiente de un hilo”

El dirigente se manifestó en pedido de asistencia para comedores comunitarios.

El Movimiento Independiente de Jubilados y Desocupados (MIJD) que conduce Raúl Castells se concentró desde las 10 de la mañana de este viernes en las inmediaciones del Obelisco porteño, en una protesta que reclamó, entre otras cosas, asistencia alimentaria para los comedores comunitarios, un aumento en los montos de los planes sociales y puestos de trabajo para desocupados en los planes de obras públicas. 

La movilización del MIJD se levantó pasadas las 13 luego de que fuera confirmada una reunión con el ministro de Desarrollo Socia, Juan Zabaleta para el próximo viernes. La marcha generó desde temprano grandes problemas para circular y toda la zona se transformó en un verdadero caos vehicular. El Metrobus estuvo cortado y los colectivos debieron cambiar sus recorridos. 

"Nos sentimos solos y abandonados", contó Castells a Clarín y agregó que la pelea interna del Gobierno "nos dejó sin alimentos a diferentes comedores de 15 provincias del país".

Las organizaciones reclaman asistencia alimentaria para los comedores comunitarios Foto Guillermo Rodriguez Adami. 

Para definir la situación que se vive en Argentina, el dirigente social utilizó dos palabras: "Desesperación y descomposición. A nivel social y a nivel gubernamental". Expresó que según él observa "el Estado perdió el ordenamiento". 

Y agregó: "Hay un intento golpe interno, está clarísima la situación. Entre las clases más necesitadas hay un 85 por ciento de odio popular". Castells recordó la frase que Eduardo Duhalde utilizó en las últimas horas cuando dijo que “podemos estar en las vísperas de enfrentamientos en las calles”. 

Ante esa expresión, el dirigente la avaló: "Tengo miedo de que estallen esos problemas. Una crisis de esas magnitudes, tal como pasó en el 2001 está pendiente de un hilo. Yo lo palpo con mi gente todos los días, es desesperante".

Los últimos días se viven jornadas intensas marcadas por los cortes y piquetes. El jueves el Polo Obrero, el Bloque Piquetero Nacional, entre otras organizaciones, también se concentraron en el centro porteño. 

A través de un comunicado, expresaron que "en los últimos dos meses el Gobierno no entregó ni un kilo de alimento para los comedores populares. No vamos a esperar más, porque millones de familias hoy no tienen un palto de comida en su mesa". 

"La bronca popular contra el ajuste sale a la calle" fue la consigna de esa protesta, que reclamó por "la caída del gasto social que se traduce en planes sociales miserables de montos que están en la mitad de la canasta de indigencia, apenas $ 14.000", agregaron en el escrito.


Fuente: Clarín