Las concesiones que el Gobierno le hizo al FMI para destrabar el desembolso de US$7500 millones

Con las reservas al límite y un programa totalmente caído, el equipo económico tuvo que ceder en algunas cuestiones para avanzar en la conversación. Devaluación, tarifas y salarios, en el centro del debate que duró más de 100 días.
domingo 27 de agosto de 2023
Las concesiones que el Gobierno le hizo al FMI para destrabar el desembolso de US$7500 millones
Las concesiones que el Gobierno le hizo al FMI para destrabar el desembolso de US$7500 millones

Por Melina Manfredi.- El viernes a última hora se conoció la letra chica del acuerdo entre la Argentina y el FMI, que se discutió durante cuatro meses. Su resolución destrabó el desembolso de US$7500 millones que alivió las reservas del Banco Central.

En la conferencia de prensa que Sergio Massa dio tras la oficialización del acuerdo, agradeció a los funcionarios del ministerio de Economía por haber defendido los intereses argentinos en la negociación. Sin embargo, el Gobierno le hizo varias concesiones al FMI para conseguir el desembolso.

Así se puede ver en el reporte del staff del organismo, donde se aclara que hubo “acciones previas” que la Argentina tuvo que poner en marcha para asegurarse la finalización de la discusión. En total, fueron cinco las medidas que Massa convalidó para lograr la aprobación de la quinta y sexta revisión junto con el desembolso de US$7500 millones. Ya se comunicaron cuatro de ellas y solo resta oficializar el ajuste de tarifas.

1. Devaluación del tipo de cambio oficial

El deslizamiento del 22% del tipo de cambio oficial que el Gobierno aplicó el lunes posterior a las PASO fue un pedido concreto del FMI. Según el organismo, “el reciente realineamiento del tipo de cambio, reforzado aún más por cierta devaluación fiscal, debería respaldar la balanza comercial y la acumulación de reservas”.

Aunque reconoció que la situación cambiaria todavía sufre una gran volatilidad, el staff del FMI espera que la devaluación nominal facilite la liquidación del agro: “Es importante destacar que también debería ayudar a contener las importaciones, que también están respaldadas por una extensión temporal del impuesto de acceso a divisas (impuesto PAIS) a las importaciones de bienes (7,5%), servicios (25%) y transporte (7,5%)”.

2. Suba de la tasa de interés

La devaluación del peso fue acompañada por un incremento de 21 puntos porcentuales en la tasa de interés, que llegó a 118%. Esa decisión también respondió a una solicitud del FMI con el objetivo de “contener la inflación y mantener la demanda de pesos”.

De acuerdo con el organismo, la tasa de interés se mantendrá “suficientemente positiva en términos reales” y se ajustará según sea necesario, en línea con la evolución de la inflación.

3. Limitar la suba de los salarios del sector público

El FMI le pidió directamente al Gobierno que controle la recomposición salarial de los empleados públicos de modo tal que represente solo el 3% del PBI al término de 2023. La disminución real en los sueldos tendría que ser de 5% entre agosto y diciembre.

El gobierno le dijo al FMI que espera lograr acuerdos salariales con los principales sindicatos que representan a los empleados del sector público en las próximas semanas. (Foto: Prensa ATE).
“Tras el rápido crecimiento real de la masa salarial del gobierno federal en el primer semestre (7% interanual), será fundamental garantizar que los incrementos salariales en los próximos meses sean limitados y consistentes con un aumento real anual general de como máximo el 3%”, afirmó el reporte del staff.

“Para lograr este objetivo, recientemente se emitió una resolución administrativa (acción previa) para ayudar a centralizar y coordinar la toma de decisiones relacionadas con los salarios del gobierno federal”, resaltó el FMI.

4. Subir las tarifas

Tras la devaluación, el costo de generación eléctrica aumentó y el FMI le pidió al Gobierno un nuevo ajuste tarifario para compensar los mayores costos al mismo tiempo que se reducen los subsidios a la energía. El equipo económico se comprometió a poner en marcha una suba en las boletas de luz el mes que viene.

“Las autoridades anunciarán su decisión (acción previa) de ajustar los precios de la electricidad mediante la emisión de una resolución (propuesta para finales de agosto de 2023) a partir del 1 de septiembre, para usuarios residenciales de ingresos bajos y medios, así como para usuarios comerciales más pequeños (en línea con la legislación establecida y los objetivos acordados de recuperación de costes)”, afirmó el FMI.

También se seguirán actualizando las facturas de los usuarios de ingresos altos y las grandes empresas. Además, en la próxima revisión -prevista para noviembre- el Gobierno se comprometió a debatir la necesidad de hacer un incremento adicional en las tarifas de gas.

5. Estirar vencimientos de deuda

Dentro del reporte del staff del FMI también se incluyen documentos preparados por las autoridades argentinas a fin de mostrar los esfuerzos que se hicieron y explicar los desvíos del programa. En esas páginas, el Gobierno reconoció que el ente multilateral le había pedido como acción previa que extendiera los vencimientos de deuda en pesos más allá de las elecciones de este año.

“A principios de junio, lanzamos otro exitoso canje voluntario de deuda para extender los vencimientos de las obligaciones de deuda en pesos que vencen hasta fines de septiembre más allá de las elecciones de 2023 y hasta 2024 y 2025″, dijeron las autoridades locales. Y resaltaron que las compras de bonos que el Banco Central hace en el mercado secundario garantizan su normal funcionamiento y la estabilidad financiera./tn.com.ar