Un superalimento que tenés que consumir 3 veces por día

Las razones y las claves de un fruto seco fundamental.
lunes 28 de agosto de 2023
Un superalimento que tenés que consumir 3 veces por día
Un superalimento que tenés que consumir 3 veces por día

Existen muchos alimentos que aportan efectos positivos a nuestro organismo. Uno de ellos es la nuez, un fruto seco muy saludable tanto para los sistemas cardiovascular e inmunológico como para la actividad neuronal.

Además, posee antioxidantes indispensables para controlar los procesos inflamatorios y el estrés oxidativo que provoca el envejecimiento de los tejidos y las células, según indica el sitio Mejor con Salud.

Pero eso no es todo: la ingesta diaria de nueces contribuye a prevenir la osteoporosis, preservar las células de la piel y, en cantidades pequeñas, están indicadas en las dietas alimentarias para saciar el apetito y reducir de esa forma el consumo innecesario de otros alimentos con exceso de calorías. Aquí te contamos las propiedades de este superalimento llamado nuez.

El superalimento del que recomiendan consumir 3 unidades al día

Para que nuestro cuerpo aproveche al máximo las propiedades nutritivas de las nueces, el consumo recomendado es de unos 20 a 30 gramos por día (entre 3 y 4 unidades). Estos son los beneficios que tienen para el organismo:
 

1) Previene enfermedades del corazón

Las nueces ayudan a disminuir los niveles altos de colesterol total y colesterol malo, factores de riesgo para enfermedades como la ateroesclerosis y los accidentes cerebrovasculares. Por el contrario, no afectan al colesterol bueno, aportando al organismo ácidos grasos saludables, en especial Omega-3, y fibras que funcionan como protector del sistema inmune, de acuerdo a una investigación del National Institute of Food and Drug Safety Evaluationde Corea.

Muchos problemas cardiovasculares suelen estar relacionados con los vasos sanguíneos. Por eso, la concentración de Vitamina B3 convierte a las nueces –y a otros frutos secos- en un recurso potencial para disminuir su rigidez y relajar su funcionamiento.

“Es la primera vez que un alimento completo, y no sus ingredientes por separado, han demostrado un efecto beneficioso para la salud vascular”, aseguró Emilio Ros, jefe de la Unidad de Lípidos del Hospital Clinic Provincial de Barcelona, que en un estudio determinó nuevas evidencias del beneficio de incluir nueces como parte de la dieta mediterránea, con propiedades similares a las de grasas mono insaturadas como el aceite de oliva y de canola.

2) Poder antiinflamatorio

El alto contenido que tienen las nueces de polifenoles, sustancias naturales que se encuentran en las plantas y poseen propiedades antioxidantes, contribuye a controlar los procesos de inflamación y el estrés oxidativo que provoca daños en los tejidos y las células.

El portal Tua Saúde afirma que el consumo habitual de las nueces, además de favorecer al sistema cardíaco, está muy indicado para evitar la proliferación de células cancerígenas (previniendo el cáncer de próstata, mama, colon y riñon) y el desarrollo de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer y el Mal de Parkinson.

3) Protección del sistema nervioso central

Tanto los polifenoles como las grasas poliinsaturadas y la vitamina E de las nueces colaborarían, además, con un mejor funcionamiento neuronal y de la actividad cerebral, protegiendo al cerebro del daño oxidativo. Diversos estudios han demostrado que el consumo de nueces genera importantes mejoras en la memoria y el aprendizaje.

Una investigación publicada en 2014 por la revista española Nutrición lo avalan: de las conclusiones obtenidas en la observación de poblaciones adultas surge una mejor función cerebral relacionada de manera directa con la memoria, la flexibilidad mental y mayor velocidad de procesamiento de información. También, según trabajos realizados en ratas, este fruto seco contribuiría a una disminución de la ansiedad.

4) Otras virtudes de las nueces

El poder “saciógeno”, es decir, la sensación de saciedad, es otra ventaja de consumir nueces. Por esta razón, aún con alto contenido en calorías, se suelen incluir en porciones pequeñas en la alimentación de pacientes con problemas de obesidad, le explicó a Clarín la Dra. Mónica Katz, especialista en Nutrición y creadora del Método no dieta.

Los especialistas recomiendan, eso sí, no superar una dosis diaria de 3 a 4 nueces ya que más allá de su riqueza en proteínas y fibras, su tasa calórica es incluso superior a la de otros frutos secos.

Las nueces tienen en distintas proporciones cobre, calcio, magnesio y otras vitaminas que ayudan a proteger la salud ósea y nos aleja de la osteoporosis, una enfermedad que debilita los huesos.

Finalmente, las células de la piel también se ven beneficiadas si se ingiere un puñado de nueces todos los días. Es que la presencia de vitamina E, clave para la salud cutánea, las convierte en un factor muy efectivo para combatir el efecto de los radicales libres en la piel. Además, suelen incluirse en las dietas de personas que padecen psoriasis por sus propiedades antiinflamatorias.