¿Los medicamentos con cannabis son seguros para los niños con cáncer?

Diecinueve estudios científicos no lograron responder a una importante pregunta: ¿Son los productos que contienen cannabis seguros o efectivos para los niños con cáncer?
martes 29 de agosto de 2023
Una paciente con cáncer
Una paciente con cáncer

Un nuevo análisis de los estudios encontró que simplemente no hay evidencias para determinar la dosificación, la seguridad y la eficacia de la marihuana medicinal o los productos que contienen cannabis para la gestión de los síntomas que estos niños experimentan.

"Resultó difícil medir un beneficio en los distintos estudios, dada la variedad de resultados y diseños de estudio distintos. Pero, en los estudios de intervenciones con grupos de control activos, los cannabinoides tuvieron un mejor rendimiento en el control de la náuseas y los vómitos. Faltan datos sobre los efectos de los cannabinoides en el dolor, el estado de ánimo, el sueño y la calidad de vida relacionada con la salud", señaló la autora principal del estudio, Lauren Kelly, profesora asociada de farmacología y terapias de la Universidad de Manitoba en Winnipeg, Canadá.

Estudios rigurosos

"Dado que algunos niños reportan beneficios y algunos niños experimentan eventos adversos, es esencial que se realicen unos estudios más rigurosos que evalúen los efectos de los cannabinoides en los niños con cáncer, y que estos se compartan con los padres, los pacientes y la comunidad de la atención de la salud", añadió.

Aunque los tratamientos para los cánceres pediátricos han mejorado, muchos niños siguen sufriendo dolor, ansiedad y pérdida de peso por la enfermedad y sus tratamientos.

Los productos de cannabis se han popularizado entre los pacientes y las familias para la gestión de los síntomas, pero los oncólogos pediátricos se muestran recelosos de autorizar el cannabis para sus pacientes, debido a los datos limitados.

Esta nueva revisión deseaba proveer conocimiento.

Los investigadores identificaron 19 estudios únicos, con un total de 1,927 participantes que tenían cáncer. Incluyeron ensayos clínicos aleatorios y controlados; estudios de etiqueta abierta en que los participantes sabían qué fármaco estaban recibiendo; revisiones retrospectivas de expedientes; e informes de casos.

Náuseas

En esos estudios, los investigadores observaron los cannabinoides de grado médico, lo que incluyó a la nabilona, un medicamento recetado; los cannabinoides sintéticos; y extractos herbales de cannabis sin especificar. El uso más común de estos productos fue para gestionar las náuseas y vómitos inducidos por la quimioterapia.

En los ensayos aleatorios, los pacientes que utilizaron cannabinoides fueron más propensos a experimentar somnolencia, a sentirse drogados, a sentir mareo y resequedad bucal. También tenían casi cuatro veces más probabilidades de abandonar el estudio debido a los eventos adversos, en comparación con el grupo de control, que recibió un placebo inactivo.

Ninguno de los estudios reportó ningún evento adverso grave relacionado con el cannabis, anotó el equipo de la investigación.

Los hallazgos se publicaron en la edición en línea del 28 de agosto de CANCER, una revista de la Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society).

Los investigadores deberían desarrollar estándares para reportar las exposiciones al cannabis, los efectos relacionados con el cannabis y los resultados de los pacientes, planteó Kelly en un comunicado de prensa de la revista.

Un estudio sobre los cannabinoides comenzará a reclutar a 60 participantes para un ensayo sobre la tolerabilidad este próximo invierno.

 

Temas de esta nota