Crimen del ingeniero en Palermo, ¿qué dijo el principal sospechoso?

La Policía afirma que un cartonero de 29 años le habría reconocido a un grupo de amigos haber cometido el asesinato
martes 05 de septiembre de 2023
Crimen del ingeniero en Palermo, ¿qué dijo el principal sospechoso?
Crimen del ingeniero en Palermo, ¿qué dijo el principal sospechoso?

La causa por el crimen de Mariano Barbieri, el ingeniero civil que fue asesinado el miércoles pasado a metros de la esquina de avenida Del Libertador y Lafinur, una de las zonas más exclusivas y costosas del barrio porteño de Palermo, ya tiene dos detenidos.

Ambos fueron atrapados este lunes en el Barrio 31 de Retiro por la Policía de la Ciudad. Uno cayó al mediodía y el otro por la tarde. Ambas detenciones fueron avaladas por el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Número N°8, a cargo de Yamile Susana Bernan.

“Tenía pinta de indigente. Pinta de ‘carrero’”, recuerda uno de los detectives a cargo de la detención de Isaías José Suárez (29), el principal sospechoso del asesinato.

“El tipo habló en la villa. Se hizo cargo de ser el homicida”, explica una fuente de la investigación, que conoce pasillo por pasillo, búnker por búnker, comercio por comercio, de la 31. Las tareas de campo llevaron a los investigadores a la zona “del fondo”, donde para una de las tantas “ranchadas” de carreros.

El cuchillo fue encontrado tirado en el Parque Tres de Febrero, en Palermo. (Foto: Daniel Dabove /Télam)

De acuerdo a lo que pudo averiguar la prensa, Suárez les dijo a los otros cartoneros que había sido el responsable del crimen de Barbieri: "Lo fui a robar, se me paró de manos y le di un puntazo". Se trata de una declaración que no hizo ante la Policía ni ante la Justicia.

Cómo fue el crimen del ingeniero en Palermo

El crimen ocurrió la noche del miércoles cuando caminaba por el interior de la Plaza Sicilia en Palermo. Después de ser atacado por un delincuente que lo apuñaló para robarle el teléfono, recorrió 300 metros y se derrumbó en el piso de un comercio donde pidió ayuda.

Según el relato de los testigos, “no me quiero morir” fue una de las últimas frases que llegó a esbozar antes de caer tendido en el suelo de una reconocida heladería ubicada en la esquina de Avenida del Libertador y Lafinur.

 Leé también: Un policía que trabajaba como Uber fue secuestrado por delincuentes

Las cámaras de seguridad del local filmaron el momento exacto en el que ingresó con una herida en el pecho y les pidió ayuda desesperada a los clientes que estaban en el lugar. Pocos segundos después se desplomó. Si bien fue llevado a un hospital, murió a las pocos minutos.

Cómo detuvieron al principal sospechoso

El lunes por la mañana, los detectives merodearon la villa. Cerca de las 17, vieron a la persona que esperaban. Iba caminando con su carro.

En el lugar, como es habitual, estas personas se la pasaban quemando cobre y cables. Los investigadores de Drogas rodearon a Suárez y lo detuvieron.

“Llevaba la misma bufanda de la foto, atada al carro. Y la gorra blanca y negra. La bufanda tiene una mancha que sería de sangre. No se resistió en ningún momento”, describe la fuente.

Por lo que pudo saber este diario, Suarez ya había estado detenido en la cárcel de Devoto, por un robo. Era vecino de la localidad de Grand Bourg, aunque se la pasaba entre la 31 y la zona de Palermo. Ahora, la Justicia determinará si es o no el asesino de Barbieri.

Por el caso también fue detenido otro hombre, aunque se cree que finalmente sería desvinculado porque no tendría nada que ver con el homicidio.

"Son re clientes de los transas de la villa", continúa el investigador, refiriéndose a la "ranchada" de "carreros" de Suárez. En los últimos años, algunos de ellos fueron imputados en causas de drogas. "Paran en chozas de plástico, en la zona de los contenedores, al fondo de la villa. Es la parte más sucia del barrio", asegura un vecino.

Temas de esta nota