Una camioneta de la Policía volcó en la zona sur de la Capital

Fiat y Peugeot cancelan la venta de algunos modelos importados en el país

Cuáles son los cuatro modelos que no ingresan a la Argentina a partir del mes de noviembre.
jueves 09 de noviembre de 2023
Fiat y Peugeot cancelan la venta de algunos modelos importados en el país
Fiat y Peugeot cancelan la venta de algunos modelos importados en el país

Con el objetivo de moderar el acceso a divisas, Fiat y Peugeot dejarán de vender algunos autos importados en la Argentina. Se trata de cuatro modelos que, según fuentes de la empresa, serán reemplazados por los autos que el Grupo Stellantis produce en el país.

Según adelantó el sitio especializado Motor1, la lista de precios correspondiente al mes de noviembre llegó a los concesionarios sin valores de referencia para algunos modelos importados. Se trata de los Fiat Mobi, Argo y Abarth, así como también, el Peugeot 2008.

Los cuatro modelos llegaban importados desde Brasil.

Desde la compañía argumentaron que la medida será "por unos meses, aunque depende de las exportaciones que pueda hacer la automotriz". A su vez, explicaron que, la decisión de la empresa se basó en la intención de reducir el pedido de dólares a los que acceden para la importación de modelos. A su vez, precisaron que intentarán "reemplazarlos con los vehículos de producción nacional, como el Peugeot 208 y el Fiat Cronos". Estos dos modelos encabezan las ventas en el mercado local.

De acuerdo con datos de la Asociación de Concesionarios de la República Argentina (Acara), el Cronos -producido en la fábrica de Ferreyra, Córdoba- fue el auto más vendido durante el mes de octubre, con 3925 patentamientos. En el acumulado del año, también se posiciona como el modelo más elegido de la Argentina, ya que lleva 34.674 unidades vendidas. Tiene una participación del 11,4% del total del mercado.

El llamado 'auto de los argentinos' es, además, un modelo líder en Brasil. Recientemente, Fiat anunció que exportó al país vecino la unidad número 175.000, lo que lo convirtió en el auto de origen argentino más vendido en el mercado brasileño.

El destino de las exportaciones de Cronos es mayoritariamente al mercado brasileño, pero también se exportaron unidades a los mercados de Uruguay, Venezuela, Chile, Panamá, Perú, y República Dominicana.

El Peugeot 208 -se produce en la fábrica de El Palomar- se ubica en segundo lugar en términos de patentamientos. Con 2964 unidades vendidas durante el mes de octubre, es el segundo modelo más elegido por los argentinos. Lleva, en 2023, unas 22.685 unidades patentadas.

Cuáles son los modelos que aún se conseguirán

A pesar de que hay cuatro modelos que el Grupo Stellantis dejará de comerciar, al menos por un tiempo, en la Argentina, hay otros que sí se podrán conseguir. De hecho, aparecen en las listas de precios que enviaron las terminales a los concesionarios. Algunos de esos modelos son los Fiat Pulse, Ducato y Strada, así como los Peugeot 3008, 5008, Boxer y Expert.

La industria automotriz perdió exportaciones y dejó de crecer en octubre

En octubre, la industria automotriz fabricó 51.937 autos y vehículos comerciales livianos, informó la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa). El volumen es 0,9% inferior al de un año antes y 8,5% por debajo del registrado en septiembre.

Por su parte, las exportaciones del sector, 28.563 unidades, cayeron 19,7% contra el mes previo y 23,8% en comparación con octubre de 2022. Este inesperado freno tiene una explicación, según fuentes del sector: las tres semanas que, por el cepo, General Motors tuvo paralizada su producción.

En consecuencia, la industria automotriz se desvió el mes pasado del ritmo de crecimiento que había mostrado en lo que va del año. En 10 meses, el sector creció 15,9%, a 517.173 unidades de producción. Aun así, es el volumen más alto para el período desde 2014, cuando se hicieron 504.522 autos y utilitarios.

El volumen de octubre, en particular, fue la novena mejor marca para el mes de los últimos 20 años. Esto fue un efecto colateral del cepo. Por un lado, las dificultades para abastecerse de insumos limitan a las automotrices en la capacidad de expansión de la producción para exportación.

Y, por otro, la imposibilidad de integrar oferta para el mercado local con vehículos importados forzó a las marcas a volcar cada vez más unidades producidas en el país a sus concesionarias. /El Cronista

Temas de esta nota