Gran Hermano: así ingresaron a la casa los familiares y amigos de los participantes

El reality se revolucionó con la entrada de familiares y amigos de los jugadores, quienes se volvieron tendencia en las redes. Además, Santiago del Moro anunció cuándo será la final
martes 14 de mayo de 2024
Gran Hermano: lágrimas y felicidad en el ingreso de los seres queridos de los concursantes
Gran Hermano: lágrimas y felicidad en el ingreso de los seres queridos de los concursantes

Este lunes se produjo una novedad en Gran Hermano (Telefe)varios seres queridos de los participantes ingresaron para integrarse a la convivencia durante toda la semana.

Hoy es un programa distinto, espectacular, único. Estamos todos de gala. Son nueve valijas, nueve seres queridos de los jugadores que están aun en competencia e ingresan en minutos a la casa. Muchos intuyen esto, muchos preguntaban cuándo iba a pasar. Porque a esta altura del año pasado, ocurrió lo mismo. Pero ahora no va a ser como el año pasado, porque va a ser mucho más picante. Así como es esta edición”, anunció Santiago del Moro en el inicio de la gala.

En el estudio se veían los nueve equipajes que esperaban por ser tomados por sus correspondientes dueños, los nuevos integrantes de la casa que a partir de ese momento le agregarían una cuota de sorpresa y dificultad al juego.

El primero en ingresar fue Facundo, amigo de Martín Ku. “Estoy súper nervioso y re contento, obvio”, dijo el muchacho y recibió a continuación las indicaciones del conductor. “Primero vas contener a tu amigo, que no va a estar en la casa porque le vamos a decir que vaya al confesionario. Y también, no podés romper el aislamiento. Vos vas a tener que entrar hablando en chino, divertite. Pero solo por ese momento, después no, porque vamos a estar evaluando que estás diciendo para que no rompas ninguna regla”, le dijo Santiago.

“¿Es la mamá?”, se preguntaban algunos, desconcertados, al ver ingresar a Facundo hablando en chino. “Hablá español, dale”, le pidieron. Así, empezaron a llamarlo a Martín, que seguía en el confesionario con el Gran Hermano distrayéndolo. Después de unos minutos, Martín salió del confesionario y se fundió en un abrazo con Facundo, a los gritos. “¡¿Qué hacés acá, boludooo?!”, le dijo. “Nooo, no lo puedo creer”, insistía Martín, muy sorprendido por la llegada.

Ay, Zoe, tu mamá”, gritó Emmanuel cuando vio que Aixa atravesó la puerta de la casa y abrazó a su hija. Llorando, las dos mujeres se mimaron por un largo rato, ante la emoción del resto de la casa. Después, la mujer fue saludando uno por uno a todos los compañeros de Zoe, concretando así el segundo ingreso a la casa.

Luego fue el turno de Rocío, amiga de Juliana Furia Scaglione. “Somos amigas desde hace ya casi dos años”, había dicho en el estudio al presentarse ante Del Moro. “¿Adónde está mi amigaaaa?”, gritó Rocío. “¿Qué hacés boludaaa? La puta madre... ¡Qué bueno que te animaste a entrar! Gracias”, le dijo Furia y la presentó al resto de los integrantes de la casa. “Esta piba entrena como loco”, dijo y procedió a hacerle un recorrido por el hogar a su amiga recién llegada.

La Gata Noelia, la reconocida cantante de cumbia, hizo su ingreso en calidad de amiga de Emmanuel. “Gracias Big por haberme invitado, es un placer. Soy cordobesa...”, dijo ella al traspasar la puerta. “Ay, amiga, cómo te extrañé”, dijo él, llorando y luego de haber corrido hacia su encuentro. Además, le contagió la emoción a la cantante, a quien también se le humedecieron los ojos. “Mirá lo que traje, amigo. Lo que te gusta a vos”, le anunció Noelia mientras le pasaba un bolsito con cervezas. “Es mi amiga, mamá, hermana, todo. Noe es mi todo”, definió Emmanuel.

A continuación hizo su presentación Franco, el hermano de Bautista. “¿Qué hacés acá? Estás re blanco, ¿qué te pasó?”, dijo el participante. “Y bueno, vos tomás sol todo el día, qué querés que haga”, le retrucó su hermano, proveniente del Uruguay. “Ay, es igual a Bauti, nooo”, dijo Furia al saludarlo.

Sol, amiga de Florencia, atravesó la puerta y provocó que la concursante saliera corriendo a los gritos a su encuentro. “Ahhh, ¿qué hacés acá, nenaaaa?”, dijo. Un llanto espontáneo surgió entre ellas y sin dudas la emoción ya era la gran protagonista de la noche. “Estoy viviendo un sueño, te lo juro. No entiendo nada”, dijo Flor mientras le daba un recorrido por la casa a la recién llegada.

Después apareció Mateo, amigo de Nico. Más lágrimas mientras en el aire sonaba “Al lado del camino”, de Fito Páez y, a esta altura de la noche y con tanta sorpresa generada con el ingreso de los nuevos integrantes, las conversaciones se mezclaban y la emoción seguía en aumento.

“Andá solo a la galería, asomate”, le dijo Santiago del Moro a Darío al hacer un enlace en la casa y convocarlos a todos a sentarse en el living, El participante le hizo caso y un rato después apareció su hijo Francisco, con “Quedándote o yéndote” (Luis Alberto Spinetta) sonando en los parlantes y haciendo que los sentimientos de toda la casa permanezcan ahí, a flor de piel. El abrazo entre padre e hijo fue celebrado por el resto de la casa, quien acudió al encuentro de ambos para darle la bienvenida al joven.

La última en ingresar fue Delfina, la hija de Virginia, luego de que el conductor le hiciera creer a la participante que no habría nadie para ella. Sin embargo, un rato después le pidió que se acercara hasta la puerta y la tuvo unos cuántos minutos ahí, esperando. Finalmente, la joven abrió la puerta con un grito y la concursante corrió hacia su encuentro para fundirse en un abrazo emocionado que la dejó sin palabras. “Escuchame, desde ahora no me preguntes nada. Lo único que te puedo decir es que está todo bien, ¿ok?”, le dijo Delfina a su mamá, para remarcar las reglas del juego. “Estás hermosa”, le devolvió Virginia.

Un rato después, Del Moro volvió a enlazarse con la casa y les contó a todos de qué se trataba este ingreso de familiares y seres queridos. “Mañana los jugadores no participarán en la prueba del líder y serán representados por sus familiares. Y el miércoles nominan todos, pero toda la casa nomina a los visitantes, no a los jugadores originales. El jugador que el domingo esté comprometido con el visitante, se va también de la casa. El domingo la gente va a elegir a qué visita sacar, pero con la condición de que la visita arrastre a un jugador de la casa”, explicó el animador.

Al final de la emisión, Del Moro anunció cuándo finalizará esta edición de Gran Hermano. Para ello, reunió a todos nuevamente en el living ya que estaban dispersos por distintos rincones de la casa disfrutando de las visitas. “No les puedo dar un número exacto por la cantidad de partidos que hay en el medio, depende de muchas cosas de lo deportivo. Pero la final del programa será en los primeros días de julio. Falta poquito, un mes y medio”, cerró el conductor.